No te sigue

 

N. presenta un nuevo cuento de BaNG

 

No entiendes esa obsesión. Esa neurótica compulsión por saber, estar siempre sincronizados… tic toc tic toc...

Como el legendario capitán del gancho en la mano, no los abandona el ruido del reloj. Respiran, hablan, beben y lo miran.

Despliegas tu manga en busca de tu reloj. Encuentras sólo una fina capa de vello resaltando sobre tu piel.

Calculas la hora y te das cuenta que quizás llegarás tarde. ¿Qué más da si cada segundo que pasaste ha sido grato?

Ah, pero ellos… tic toc tic toc… no entenderán. Envueltos en la compulsión te verán entrar, mirarán su muñeca y te amonestarán por los agonizantes minutos que pasaron, respirando en silencio, esperando tu llegada.

Miras frente a ti y un hombre mira su muñeca, sus ojos parecen saltar de sus órbitas, frunce el ceño,; apura el paso. Te ríes. No te sigue el tic toc tic toc.

Llegas.

18 comentarios:

Peyote dijo...

El tiempo siempre ha sido mi peor enemigo. Por eso no uso reloj, lo evito.

Fire_tony dijo...

Yo no traigo reloj porque no he encontrado el especial para mí.

Juan Pedro Arzacc dijo...

y yo no tengo tiempo...ni reloj que me siga.

Dr. Dulcamara dijo...

A nmi me obsesiona contar el tiempo. Si no llevo un tic tac en mi muñeca puedo perder la razó.

Saludos

Onminayas dijo...

Perdona pero voy con prisa: llego tarde a cualquier parte...

Besos.

Carmen María dijo...

Dos segundos más de lo que había previsto para leer esta entrada, tendré que poner un comentario breve. ;-)

ge zeta dijo...

Yo tengo la obsesión de estar checando el tiempo a cada rato también, es por eso que nunca uso un reloj. Por mi bien.

Contrario a lo que dijo Dulcamara.

Jonathan Camargo dijo...

Nunca he usado reloj. Prefiero dejar que el tiempo retorne a observar importente cómo se acaba.

N. dijo...

Peyote (VIR): N. y BaNG tampoco usan reloj, odian el sentimiento de esclavitud que puede causar el tiempo.

N. dijo...

Fire_tony: N. y BaNG piensan que quizás deberías de dejar de buscar. ¿Tantos años de vida y sin encontrarlo? Mejor ni buscar.

=)

N. dijo...

Juan Pedro Arzacc (VIR): N. te da la bienvenida al no-blog. =)

N. y BaNG piensan que hoy es casi imposible tener tiempo pues, aunque uno no sienta esa excesiva presión por sí mismo, seguro llegará alguien más a presionarlo.

=)

N. dijo...

Dr. Dulcamara (VIR): N. y BaNG perderían la razón si contaran el tiempo así. =(

N. dijo...

Onminayas (VIR): Dicen que 'mejor tarde que nunca'. N. y BaNG añaden: 'mejor tarde que amargado'. Jejejeje. =)

N. dijo...

Carmen María (VIR): ¡Terrible, terrible! N. y BaNG desean que a la próxima sea una lectura puntual para recibir un comentario más extenso.

¡Saludos! =)

N. dijo...

ge zeta: N. y BaNG piensan que tomaste una muy sabia decisión. Las cosas son más agradables así.

=)

N. dijo...

Jonathan Camargo (VIR): N. y BaNG piensan que no sólo es más agradable así, sino que cuando uno permite que eso pase, permite que la mente se abra a más posibilidades de conocimiento. =)

Hein? dijo...

.

En mi casa sucede algo extraño: mi padre es un obsesivo del tiempo.

Siempre quiere tener relojes por toda la casa, pero él nunca trae uno en su muñeca dentro de la misma.

Es una lata tener que cambiar todos los relojes en el cambio de horario y él no lo hace. Tampoco se preocupa por las baterías. Pero eso sí, se atrasa uno o se queda sin batería, y es un gritadero como si se fuese a acabar el mundo por ello. XD

Debido a este trauma de la niñez, yo no uso reloj de muñeca mas que en eventos sociales como parte del atuendo.

En situaciones normales, con el reloj del celular es más que suficiente. =D

.

N. dijo...

Hein? (VIR): ¡N. y BaNG se imaginan el agobio que describes! N. y BaNG se preguntan ¿cómo duermes con tanto reloj? =S